Archivo de la categoría: A fondo

El proceso en cámara de los archivos JPG y RAW

Anuncios

El número de oro: llave de la composición fotográfica

En una fotografía lo que más nos interesa es que tenga una armonía. Es como una canción: si algo desafina es molesto. A veces en la fotografía puede desafinar una nota, o todos los elementos son como una conversación de muchas personas donde sólo hay caos.

La armonía está presente en la naturaleza. A simple vista no lo parece, sin embargo los griegos –que antes de desestabilizar a la Unión Europea eran muy curiosos y observadores de lo que les rodeaba- reflexionaron sobre esto.

Entre los primeros interesados en la belleza del mundo, la armonía en lo que veía y oía estaba nada menos que Pitágoras (582-500 a.C.). Sí, este pensador griego de la escuela jónica (instruido por las enseñanzas de Anaximandro, Tales de Mileto y Anaxímenes) comenzó a encontrar patrones en toda la creación.
Pitágoras no solamente creó la base científica de las matemáticas y cultivó el concepto del número: principio crucial de toda proporción, orden y armonía en el universo.

Y de hecho también encontró que dicha armonía se podía expresar en términos matemáticos. Todos ubicamos a Pitágoras por las matemáticas, sin embargo sus aportaciones en campos como la música también son fundamentales. Lady Ga Ga le debe todo a Bach y a Pitágoras (bueno, quizá los atuendos no…)

Pitágoras encontró que en la naturaleza se repetía sin cesar un número. Hoy en día ese número es una constante que va desde la conformación del ADN humano, pasando por la forma en la que se distribuyen las hojas de una planta, la pauta de vuelo de un halcón e incluso cómo se configuran y distribuyen las galaxias. A este número se le conoce como Número Phi.

Como el tema tiene sus complicaciones matemáticas, vale la pena revisar algunos vídeos que esclarecerán el asunto aún más.

De modo que el número de oro nos ofrece una forma de organizardiseñar o componer nuestras fotografías.

Como el asunto aún tal vez no quede tan claro como podría, el Pato Donald será de una ayuda formidable.

Los puntos áureos no son cosa del pasado ni de los griegos, está presente en el diseño contemporáneo y el siguiente vídeo nos lo demuestra:

A nuestros ojos les gusta el equilibrio, pero se aburren fácilmente. Realmente nos atraen mucho más las imágenes interesantes, no necesariamente las equilibradas. Y ahí es donde entran los puntos áureos.

Se trata de cómo distribuimos los elementos en una fotografía.

Cuando hacemos un retrato, nuestra primera decisión más obvia sería centrar el motivo o sujeto fotográfico. Sin embargo el resultado obvio y predecible no atrapa nuestra atención. Si nuestro sujeto no está centrado la fotografía se vuelve más dinámica y, aunque no podamos explicarlo, nos acaba interesando más.

La razón está en las proporciones áureas. Como vimos en los vídeos, el Partenón no es cuadrado, tampoco el iPhone, ni siquiera un simpático chocolate Kit-Kat. En fotografía algunas cámaras tienen un visor cuadrado que resulta muy difícil para componer porque todo se equilibra demasiado. Es a lo que Martin Freeman le llama la “tiranía del cuadrado”. Sin embargo en cuanto tenemos que hacer una fotografía rectangular, todo parece mucho más natural.

Cuando tomamos los puntos áureos como referencia para componer nuestra fotografía, los elementos (formas) en la imagen comienzan a ser armónicos.

Los puntos áureos son una referencia fundamental al organizar los elementos en una fotografía. De ellos nace la famosa regla de los tercios, que es una versión simplificada muy común entre los fotógrafos. El inicio de todo son los puntos áureos, probablemente los compañeros más fieles del fotógrafo.

Para quienes les gusta profundizar, la siguiente presentación ofrece aún mayor información:

Óscar Colorado Nates es Profesor/Investigador titular de la Cátedra “Fotografía Avanzada” en la Universidad Panamericana (Ciudad de México) donde encabeza la Academia Audiovisual. Es director general de la Agencia de Imagen FotoUP, integrante de MediosUP.

Las opiniones vertidas en los artículos son personales y no reflejan necesariamente las opiniones y/o posturas de la Universidad Panamericana.

_______

Información legal: Todas las fotografías se presentan sin fines de lucro y con propósitos de enseñanza e investigación científica bajo lo previsto en la legislación vigente por conducto de los tratados internacionales en materia de derechos de autor. Consulte en este enlace la información legal respecto del uso de imágenes fijas, video y audio en este sitio.

El caso Tsi Tsi Ki Félix: la importancia del fondo

La importancia del fondo

El fondo (también conocido como último término) tiene gran importancia para resaltar el punto de interés.

Aunque pueda existir un motivo más o menos claro, si el primer término (el sujeto fotográfico) está frente a un último término (fondo) relativamente complejo, tendremos un cierto grado de confusión en el observador. Observemos la siguiente fotografía:

Aunque el motivo fotográfico (el plano conjunto con María José y Lorena) es más o menos claro, y también el entorno nos permite contextualizar una escena urbana, existen muchos elementos distractores como las barreras para impedir el paso a la derecha, los árboles que aparecen en el término medio, y en general la escena luce abigarrada.

El siguiente retrato de María José, resulta mucho más afortunado en términos de encuadre (aunque la luz cenital y demasiado dura provoca que prácticamente cierre los ojos, muy mala hora para un retrato).

En las siguientes dos fotografías se resume mi regla de oro sobre el fondo en relación con el sujeto fotográfico:

¿Notaste el texto de la regla de oro en la primera imagen? Seguramente no, pues el fondo complejo y el texto complejo impiden la legibilidad. Esto se acentuó con un color gris: el texto quedó escondido. En cambio en el segundo ejemplo el texto está sobre un fondo totalmente simple. El máximo contraste se logra yuxtaponiendo negro puro contra blanco puro, lo que realza aún más la legibilidad.

El caso de Tsi Tsi Ki Félix

El siguiente caso puede ayudar mucho a comprender las decisiones que toma un fotógrafo. Con un grupo de mis alumnos del programa Origins nos reunimos con la anchor del noticiero de Telemundo, Tsi Tsi Ki Félix en Chicago.

Durante el encuentro realicé algunas fotografías y me encontré con un panorama perfecto de situaciones difíciles qué resolver. El lugar era un salón de la escuela de Comunicación en la DePaul University. Había muy poca luz y con una coloración espantosa. Pero eso no era lo más difícil, por la posición de Tsi Tsi Ki era muy complejo evitar que el fondo interfiriera con el motivo.

Hice una primera fotografía:

Es un plano conjunto donde existen demasiados elementos. Podría funcionar para decir “Alumnos de Óscar se reunen con Tsi Tsi Ki Félix”, sin embargo la toma es innecesariamente compleja, no hay un punto de interés claro y muchos elementos distractors como las geometrías del fondo (muros y techo).

La primera estrategia fue hallar un ángulo diferente y buscar una relación más afortunada entre el punto de interés y el fondo.

Ahora tenía menos elementos distractores, pero la imagen seguía siendo poco específica y con muchos elementos en el fondo. Además, el color del muro de la derecha y la blusa de Tsi Tsi Ki se confunden. (Puedes hacer clic en la fotografía para verla en tamaño más grande).

Otro problema importante es el vaso frente a ella. No podía limpiar la mesa por lo que tuve que moverme rápidamente y con discreción buscando una yuxtaposición de términos (primer término y segundo término) donde no compitiera el fondo con el sujeto.

Decía Robert Capa que si quieres una gran foto debes acercarte y si ya te acercaste ¡acércate más! Aquí resulta aún mejor la fotografía pues resulta más íntima debido al uso de un primer plano (ya explicaremos los planos y ángulos más adelante).

El panorama mejoró un poco, pero seguía teniendo un fondo intrusivo (y era peor si me movía hacia el otro lado) y una coloración de luz terrible y muy difícil de corregir aún en la postproducción.

El fotógrafo debe hacer lo que puede con los elementos que tiene a la mano. Los ejemplos anteriores buscan cómo lograr la mejor fotografía posible con las circunstancias disponibles. Sin embargo no me sentía contento con ninguna de las imágenes anteriores.

Afortunadamente me encontré en una de esas  ocasiones en las que el fotógrafo puede influir en la escena. Al terminar la reunión le pedí a Tsi Tsi Ki Félix si podía hacerle un retrato. Accedió de inmediato muy amablemente. Debo decir que trabajar con celebridades tiene una ventaja y una desventaja: son gente acostumbrada a las cámaras que se relaja totalmente y que ya conoce sus mejores ángulos. La desventaja es que suelen tener una imagen pública “pre-empaquetada” y es muy difícil sacarlos del estereotipo que ellos mismos han creado. Sin embargo en este caso no me interesaba hacer una imagen sicológica de la “verdadera” Tsi Tsi Ki y el fondo de su psiqué, sino simplemente un retrato decente.

Sin duda me considero un “cazador de luz”. Todo el tiempo estoy atento a la luz y sus propiedades (cantidad, calidad, color y dirección). Cuando llegué al salón me fijé en un pasillo que tenía un enorme ventanal. Una vez que Tsi Tsi Ki accedió a la fotografía la conduje al pasillo (por el cual debía regresar a los elevadores, de cualquier forma). El muro del fondo estaba muy limpio, le pedí que no se acercara tanto a la ventana para evitar contrastes demasiado fuertes y procurar que la zona de las luces no se quemara, me acerqué lo suficiente y voilá! Logré la fotografía que quería, con un centro de interés incuestionable, una buena composición, una luz perfecta y un sujeto fotográfico interesante.

_______

Óscar Colorado Nates es Profesor/Investigador titular de la Cátedra “Fotografía Avanzada” en la Universidad Panamericana (Ciudad de México) donde encabeza la Academia Audiovisual. Es director general de la Agencia de Imagen FotoUP, integrante de MediosUP.

Las opiniones vertidas en los artículos son personales y no reflejan necesariamente las opiniones y/o posturas de la Universidad Panamericana.

_______

Información legal: Todas las fotografías se presentan sin fines de lucro y con propósitos de enseñanza e investigación científica bajo lo previsto en la legislación vigente por conducto de los tratados internacionales en materia de derechos de autor. Consulte en este enlace la información legal respecto del uso de imágenes fijas, video y audio en este sitio.


El reencuadre

Por Óscar Colorado Nates*

Hoy en día, gracias al uso de herramientas de post-producción fotográfica como PhotoShop, Lightroom o Aperture, es más fácil que nunca cambiar el encuadre de una fotografía a posteriori.

El tema ha generado históricos debates. Mientras que algunos se rasgan las vestiduras ante la posibilidad de un reencuadre, otros lo admiten como cosa de todos los días. Por otra parte, no sólo es el fotógrafo quien reencuadra una fotografía, puede ser un editor quien lo haga.

Vale la pena analizar el tema con el trabajo de tres fotógrafos: Henri Cartier-Bresson, Alberto Korda y Nacho López.

HENRI CARTIER-BRESSON 

Una de las fotografías más importantes por uno de los fotógrafos cruciales del siglo XX. Derriere de la Gare Saint-Lazare (1932) © Henri Cartier-Bresson

Cartier-Bresson es considerado uno de los fotógrafos más importantes del siglo XX (hay quien lo considera EL fotógrafo). Creó el famosísimo concepto del instante decisivo. Henri Cartier-Bresson era un apasionado de la geometría y la composición. En tal sentido, defendía ferozmente el nunca cortar un negativo ni hacer alteraciones al encuadre durante la ampliación.

Para Cartier-Bresson el crimen” de reencuadrar consistía en que se alteraban las formas y las relaciones visuales y de contenido y que eso formaba parte del hecho fotográfico mismo. Hoy en día hay quienes consideramos al acto fotográfico como un proceso que se da antes (pre-producción), durante (producción) y después (post-producción) de la toma fotográfica misma.

Aunque la postura de Cartier-Bresson podría parecer, a simple vista, una exageración, no deja de tener fundamentos. Efectivamente, una parte importante del mérito fotográfico se encuentra en la habilidad que tiene el fotógrafo por encontrar geometría, arreglos y composiciones interesantes. Si el autor adquiere el hábito de dejar la composición “para después” está formando un vicio del cual después será difícil desprenderse. Aunque hay muchas cosas que se pueden corregir en Photoshop, también es cierto que se puede ahorrar muchísimo tiempo de post-producción al trabajar adecuadamente una imagen desde el principio.

ALBERTO KORDA 

Ernesto “Che” Guevara. Reencuadre por Alberto Korda (1960). © Alberto Korda

Una de las fotografías más famosas e instantáneamente reconocibles del siglo XX es la imagen que hizo Alberto Korda del comandante Ernesto “Che” Guevara.

Sin embargo esta emblemática imagen tiene un original distinto y fue re-encuadrada por su autor.

Alberto Korda, Ernesto “Che” Guevara. Encuadre original (1960). © Alberto Korda

Cuando Korda realizó esta imagen, el “Che” se encontraba en un estrado durante una conferencia de prensa. En el encuadre original no había manera de evitar la figura humana de la izquierda ni la planta a la derecha. Sin embargo la expresión del comandante se encontraba en el momento justo y cuando Korda presionó el obturador creó el estereotipo del rebelde por excelencia. Sin duda se le puede perdonar el re-encuadre que, por otro lado, nunca ha ocultado.

NACHO LÓPEZ

No siempre es el propio fotógrafo quien reencuadra una imagen. Nacho López fue uno de los fotoperiodistas más importantes de México. Sus foto-ensayos publicados en las revistas ilustradas en la década de 1950 son un importante cimiento de la fotografía documental y de autor en México.

Uno de los trabajos más importantes que realizó Nacho López para la revista Mañana fue el ensayo titulado “Prisión de Sueños”, publicado el 25 de noviembre de 1958. En este trabajo, López realizó una historia sobre la cárcel de mujeres. Una de sus fotografías (la número 405601 del Fondo Nacho López) resulta particularmente sugerente porque en el rostro de la mujer que aparece al centro parece resumirse la patética situación de las mujeres que compartían su infortunio.

Sin embargo la composición original tiene algunos elementos distractores importantes: la mujer de la izquierda, la ropa secándose al sol a la derecha. Pero la expresión de la mujer al centro es demasiado valiosa como para desechar la imagen. ¿Qué se puede hacer en una situación así? Reencuadrar la imagen.

Sin embargo con esta fotografía nos encontramos ante un ejemplo interesante de reencuadre, pues es recortada por el propio autor en numerosas ocasiones cuando la presenta en alguna de sus múltiples exhibiciones públicas.

Nacho López, al reencuadrar, opta por una orientación horizontal donde recorta totalmente la figura humana de la izquierda y una buena parte del tercio inferior. La mujer se convierte ahora en un centro de interés mucho más claro sin perder el contexto que la ubica.

En cuanto al editor, se decanta por una composición vertical (más apropiada para una publicación) y también elimina a la mujer de la izquierda, pero en su recorte deja un elemento distractor en la esquina superior derecha.

EN CONCLUSIÓN

¿Reencuadrar o no reencuadrar? ¡He ahí el dilema! El maestro Cartier-Bresson tiene toda la razón, es fundamental cuidar las geometrías y la composición desde el primer momento porque al hacer un reencuadre hay alteraciones en las formas que comienzan a general problemas. Sin embargo también existen casos como el de Alberto Korda donde no hay opción para moverse y es hacer la fotografía como esté o perderla. Korda decidió hacer la foto y reencuadrar posteriormente creando una de las fotografías más icónicas del siglo XX.

Y también tenemos el caso de Nacho López, donde quizá incluso un editor o un tercero decide reencuadrar la fotografía.

La clave del reencuadre no es gritar ¡pecado, pecado! sino entender los pros y los contras. Un fotógrafo debe cuidar siempre su encuadre desde el primer momento, pero tampoco tener miedo de hacer reencuadres en la postproducción. Lo importante es no utilizar el software de edición como una muleta o para disimular errores creados por ignorancia o negligencia.

TU MISIÓN, SI DECIDES ACEPTARLA…

  • Revisa algunas de tus fotografías. ¿Podrían beneficiarse de un reencuadre?
  • Utiliza el software de tu preferencia y edita las imágenes.
  • Sube algunas de tus fotos a tu cuenta de Flickr, coloca un comentario en este post para poder visitarlas y hacer comentarios.  Si no tienes cuenta en Flickr vale la pena que tengas una para poder compartir tus experimentos y trabajos.
  • No olvides dejar algún comentario aquí si tienes alguna duda, pregunta o simplemente para compartir con los demás agentes de la A.L.F.A.L.F.A. tus experiencias
_______

Óscar Colorado Nates es Profesor/Investigador titular de la Cátedra “Fotografía Avanzada” en la Universidad Panamericana (Ciudad de México) donde encabeza la Academia Audiovisual. Es director general de la Agencia de Imagen FotoUP, integrante de MediosUP.

Las opiniones vertidas en los artículos son personales y no reflejan necesariamente las opiniones y/o posturas de la Universidad Panamericana.

_______

Información legal: Todas las fotografías se presentan sin fines de lucro y con propósitos de enseñanza e investigación científica bajo lo previsto en la legislación vigente por conducto de los tratados internacionales en materia de derechos de autor. Consulte en este enlace la información legal respecto del uso de imágenes fijas, video y audio en este sitio.

El Encuadre II – Más información

Por Óscar Colorado Nates*

El visor de la cámara es el lugar en donde el fotógrafo se encuentra cara a cara con el proceso de diseño de una fotografía.
En el visor, ya sea un pentaprisma en una cámara réflex o la pantalla LCD de una cámara compacta, es  donde el fotógrafo deberá tomar un conjunto esencial de decisiones sobre lo que habrá de incluir o excluir en su fotografía.

SU CEREBRO LE ENGAÑA. DE VERDAD. 

Nuestro cerebro es el principal responsable en nuestro sistema óptico. Aunque nuestros ojos reciben la luz, es en realidad el cerebro quien hace la mayor parte del trabajo al descifrar esos fotones para interpretarlos como una imagen.

Nuestros ojos se mueven constantemente y el cerebro recompone la imagen creando algo parecido a los famosos  joiners de David Hockney. Estas obras del artista británico son una buena metáfora de cómo funciona nuestro cerebro para brindarnos la ilusión de una visión con un amplísimo campo de visión de 180º, aún cuando nuestros ojos solamente captan unos 49º.

Sin embargo nuestra cámara tienen un ángulo de visión limitado y necesariamente tendremos que escoger una parte bastante pequeña de la escena. Desgraciadamente, tenemos que escoger qué parte incluiremos en nuestra fotografía.

Definición de encuadre en el Diccionario Fotográfico.

El encuadre es el escenario de la imagen, circunscribe el contenido fotográfico.

La operación de encuadrar tiene consecuencias de la mayor importancia en la composición de nuestra imagen. El cambiar la cámara de posición altera la geometría y el diseño general de la imagen.

Con el encuadre se propician las relaciones geométricas y de contenido. Además de alterar la propia composición y diseño de la imagen, el fotógrafo puede utilizar el encuadre “ahogando” la composición, para subrayar un mensaje opresivo, o si deja mucho “aire” (espacio negativo) que le permitirá transmitir un imagen de libertad con su fotografía. Estos mensajes son una de las muchas elecciones que debe realizar un fotógrafo antes de oprimir el botón de obturación.

EL CASO BOURKE-WHITE
Cócteles en la calle Gorki, Moscú (1941) Margaret Bourke-White © Margaret Bourke-White Fuente: http://bit.ly/zVYuxX Consultada el 7 de febrero de 2012

Esta fotografía de la famosa Margaret Bourke-White, primera mujer en convertirse en corresponsal de guerra, es un gran ejemplo de cómo el encuadre altera el contenido de la fotografía.

Supongamos que un editor imaginario le pide a Margaret una fotografía donde se muestre claramente la vida de un café, la conversación de los parroquianos y el ambiente humano. En tal caso, la fotografía de la izquierda fallaría, pues los personajes en la mesa de la derecha apenas si se incluyen en el encuadre e incluso la mesa está cortada.

Sin embargo, ¿qué hubiera pasado si el supuesto editor hubiera solicitado una imagen donde se incluya la belleza arquitectónica  de los cafés de la calle Gorki y su ambiente? Entonces la fotografía cumpliría perfectamente la encomienda, al dar gran importancia a la bellísima arquitectura, las formas geométricas de la escalera y, finalmente, un espacio con vida gracias a todos los clientes que ocupan el lugar.

Pero no solamente importa el encuadre. ¿Qué hubiera pasado si Bourke-White hubiera decidido excluir totalmente el elemento humano y hacer su fotografía antes de que se abriera el local? La fotografía tendría un mensaje totalmente distinto.

De modo que el fotógrafo continúa realizando elecciones que afectan a la fotografía y su mensaje, comenzando por el momento en el que realiza la imagen y los elementos a los que dará (o restará) importancia con su encuadre.

ENCUADRAR ES DESCONTEXTUALIZAR

Encuadrar siempre implica extraer, escoger. El fotógrafo siempre se enfrentará a las mismas preguntas: ¿Qué excluir? ¿qué incluir? Estas elecciones son de una gran responsabilidad, pues un fotoperiodista obligado a dar los hechos visuales de una noticia sin influir con opiniones, puede alterar la respuesta de los lectores de un periódico o revista a partir de sus decisiones sobre qué excluir y qué incluir en su fotografía.

Fotografiar siempre es excluir, descontextualizar. No hay que olvidar que una fotografía siempre es una interpretación del fotógrafo.

Un famoso anuncio publicitario de The Guardian puede mostrar claramente cómo el contexto puede alterar la percepción de un hecho visual.

Todo es cuestión de contexto. Tenemos aquí a un skinhead,  como se les denominaba a los jóvenes de clase trabajadora en el Reino Unido durante la década de 1960. Frecuentemente estereotipados como rufianes y maleantes (aunque no necesariamente lo fueran), este video muestra cómo los prejuicios y la falta de un contexto completo puede alterar la información visual que se presenta.

TU MISIÓN, SI DECIDES ACEPTARLA…

  • Toma tu cámara, no importa si es una réflex, una compacta o incluso la cámara del teléfono móvil y haz algunas fotos.
  • Procura observar TODO en tu encuadre, lo que te interesa pero también aquello que resulta menos interesante.
  • Procura ser consciente del fondo y aquellos objetos que no te interesan. La cámara los captará por igual.
  • Haz algunas fotografías tratando de RESOLVER la escena caótica que tengas frente a tí. Procura IMPRIMIR UN ORDEN gracias a tu fotografías.
  • Haz algunas fotografías tratando de DESCONTEXTUALIZAR el entorno. ¿Qué vas a eliminar con tu encuadre? Puede ser un distractor o acercarte más a tu motivo fotográfico.
  • ¿Cómo podrías resaltar el motivo de tu fotografía? Por ejemplo, si decides hacer la foto de una flor, acércate, ponle el zoom a tu cámara y trata de aislar tu sujeto de cualquier elemento distractor.
  • Si lo deseas, revisa el brief sobre los posibles errores en el encuadre y también trabaja la misión que se te asigna ahí.
    • Sube algunas de tus fotos a tu cuenta de Flickr, coloca un comentario en este post para poder visitarlas y hacer comentarios.  Si no tienes cuenta en Flickr vale la pena que tengas una para poder compartir tus experimentos y trabajos.
    • No olvides dejar algún comentario aquí si tienes alguna duda, pregunta o simplemente para compartir con los demás agentes de la A.L.F.A.L.F.A. tus experiencias.

_______________

Óscar Colorado Nates es Profesor/Investigador titular de la Cátedra “Fotografía Avanzada” en la Universidad Panamericana (Ciudad de México) donde encabeza la Academia Audiovisual. Es director general de la Agencia de Imagen FotoUP, integrante de MediosUP.

Las opiniones vertidas en los artículos son personales y no reflejan necesariamente las opiniones y/o posturas de la Universidad Panamericana.

_______

Información legal: Todas las fotografías se presentan sin fines de lucro y con propósitos de enseñanza e investigación científica bajo lo previsto en la legislación vigente por conducto de los tratados internacionales en materia de derechos de autor. Consulte en este enlace la información legal respecto del uso de imágenes fijas, video y audio en este sitio.